Ciencia 15

Comentarios intrascendentes a noticias científicas y técnicas de los últimos quince días (más o menos)
Archivos
<Agosto 2017
Lu Ma Mi Ju Vi Sa Do
  1 2 3 4 5 6
7 8 9 10 11 12 13
14 15 16 17 18 19 20
21 22 23 24 25 26 27
28 29 30 31      

Documentos

Blogalia

Blogalia

Inicio > Historias > ENIGMA, la película
ENIGMA, la película 2003-08-31


He estado viendo la película ENIGMA, la primera producción de Mick Jagger -el cantante de los Rolling Stones.

Me ha gustado. Eso, por supuesto, no significa que les guste a ustedes, pues mis gustos cinematográficos son más bien raros. Por ejemplo, no me ha gustado esa película de tecno-kunfú llamada Matrix, probablemente porque no me gusta el Kunfú. Y por lo que leo en estas páginas eso es un poco raro, a la mayoría les ha gustado.

Me ha gustado Enigma por varios motivos: 1) Hay un argumento atractivo: una historia de amor apasionado ?mejor dicho, dos historias- dentro de la sección de criptoanálisis del Ministerio de la Guerra inglés, en el Bletchley Park. Entre col y col te cuentan cómo funciona la máquina de criptográfica alemana Enigma y la ves funcionando. 2) El guión es bueno: los detalles están cuidados, la tensión se mantiene. 3) Una fotografía magnífica. 4) Buenos actores. 5) Apenas hay tiros, sólo tres que, además van seguidos. 6) No te abruman con efectos especiales.

Desde el punto de vista científico-tecnológico -que al fin de cuentas es de lo que trata en este blog- es muy interesante ver la máquina ENIGMA funcionando, cómo son sus cilindros, cómo realiza la transposición, etc. La ENIGMA es auténtica. Es propiedad del productor: Mick Jagger.

También es interesantísimo ver cómo logran descifrar un nuevo código de los alemanes. Incluso dejan que hundan varios barcos sin tratar de hacer nada para impedirlo, con la idea de que en los mensajes alemanes estarán las coordenadas del hundimiento. Ese detalle hará que sea posible identificar la clave.

Efectivamente, tanto en la película como en la vida real lo lograron.

El actor, Dougray Scout, hace el papel de Tom Jericó, que -en la película- es el alma mater del desciframiento de los códigos de la Enigma. El personaje es ficticio y parece responder a una mezcla entre Tom Jericó -alumno de Alan Turing- y Alan Turing. (Aunque no estoy seguro de esto).

Me ha sorprendido el parecido de Scout con Alan Turing. ¿Pretendido?

Scout en la película:


Alan Turing:




La máquina clave para descifrar la ENIGMA era un ordenador, creado por Alan Turing, llamado La Bomba de Turing. En la película no mencionan que sea obra de Alan Turing, pero se la ve funcionando. Es curioso:









Para acabar veamos como funciona la máquina Enigma.

La maquina lleva unos cilindros que trastocan la clave. Pensemos en un solo cilindro. Lo que hace es que si yo aprieto la tecla A, los cables de dentro del cilindro hacen que se transforme en -digamos J. Hasta aquí nada del otro mundo; si funcionase así sería una clave de sustitución sencillisima de cazar por los criptoanalistas aficionados del más bajo nivel.

Pero resulta que no lleva un cilindro sino tres, y las últimas versiones cuatro. Con ello, la cosa se complica.

La segunda rueda hace lo mismo que la primera, pero sobre la salida de la primera. Veámoslo. Habíamos dicho que al apretar A, el primer cilindro la convertía en J. La J el segundo cilindro la convierte ?por ejemplo- en M, y el tercer cilindro en P.

Por tanto, al apretar A obtenemos una P.

Seguimos con un sistema muy complejo de obtener una sustitución de una letra por otra. Pero se sustituye una letra por otra, lo cual es fácil de descifrar.

El siguiente detalle es el que hace terrorífica a la máquina ENIGMA. Una vez que se apretado la A y nos ha dado P, tras pasar por los tres rodillos, éstos -los rodillos- se mueven, con lo que la clave ha cambiado. Si ahora aprieto la A, el primer rodillo puede devolver H, que al pasar por el segundo se convierte en T y al pasar por el tercero se transforma en F.

Es decir, al apretar por segunda vez la A se obtiene una F.

A apretar la A por tercera vez se puede obtener cualquier cosa, por ejemplo una A.
No sabiendo cómo están dispuestos los cables dentro de los cilindros ni la posición inicial de la que se parte, su desciframiento es terrible.

Cada rodillo, 26 posibles alfabetos. 26*26*26 = 17 576 Los tres rodillos nos dan 17 576 alfabetos posibles.

Tampoco es mucho, así que la maquinita tenía otros trucos:

UNO. Los rodillos eran intercambiables. Es decir, el uno podía situarse en la posición tres, el tres en la dos y el dos, en la uno. Con ello, el número de alfabetos posibles es de 105 456.

DOS. Entre el tablero que daba la solución (la letra codificada se iluminaba) se introdujo un clavijero adicional, cuya misión era intercambiar algunas letras pro otras, antes de entrar en el primero rodillo. Típicamente el clavijero intercambiaba seis pares de letras, lo que hace que el número de posibilidades sea del orden de los cien mil millones.

TRES. El operador elige la posición inicial de los rotores. Con lo cual, aunque el enemigo tuviera otra Enigma, podría hacer poco pues necesitaba conocer la posición de los rodillos y su estado inicial. Con la posición quiero decir que puede ponerlos en cualquier orden: el primero a la izquierda, el segundo al centro, el tercero a la derecha; el primero a la derecha, el segundo a la izquierda, el tercero en el centro; o el primero??. Su estado inicial significa qué letra de cada rodillo es la que está en la parte superior al empezar la codificación. Por ejemplo, el rodillo de la izquierda tiene la letra G, el del centro una F y el de la derecha una Y.

La posición inicial de los rodillos más la posición de las letras era la clave del día.

Ni que decir tiene que de vez en cuando podían cambiar las conexiones internas de los rodillos, la de los clavijeros,... con lo que la cosa se complicaba cantidad.

Lo sorprendente es que a pesar de todo lo descifraron. Con un mucho de matemáticas y un mucho de sentido común. Y la ayuda primero de la bomba de Turing y después del ordenador Colossus -probablemente el primer ordenador con ideas modernas de la historia.

Nota. En inglés la Bomba se llamaba Bomba, así, en castellano.



Enviado por flexarorion a las 13:07 | 2 Comentarios | Enlace


Referencias (TrackBacks)

URL de trackback de esta historia http://ciencia15.blogalia.com//trackbacks/10926

Comentarios

1
De: Ramón Fecha: 2008-03-12 14:49

Un pequeño detalle: el fallo que hizo vulnerable a la máquina enigma es que una letra nunca podía codificarse a sí misma; A nunca podía dar A. Este mínimo fallo fue la primera rendija por la que los criptoanalistas "reventaron" enigma.



2
De: Ramón Fecha: 2008-03-12 14:57

Otro detalle: cada enigma montaba tres rotores diferentes colocados en orden variable y distintas posiciones iniciales, pero DISPONÍA DE CINCO rotores, con lo que podía generar 26*26*26*26*26 = 11.881.376 alfabetos.



© 2002 flexarorion